Por Coti Ituarte

Blur -2015- The Magic Whip

junio 10, 2015  |  1 Comentario

Puntaje

3/5

Bueno

Artista: Blur

Sello: Parlophone

Manzanas: Rating

Blur, tal vez una de las bandas más influyentes del brit pop de la década del noventa, está de vuelta con nuevo disco. Si bien la banda estuvo inactiva hasta el año 2003, podríamos decir que ya estaban anticipando su regreso, a través de diversos proyectos solistas, como la apuesta rockera de Graham Coxon y toda la carrera de animación y pop band de Albarn en Gorillaz, hasta Parlophone y Everyday Robots.

Podríamos decir que Blur nunca se marchó, llevándonos por un nostálgico viaje por todos los sonidos de la vieja escuela del brit pop, hoy continúan con “The Magic Whip”, dando un gancho con el último disco “Think Tank”.

The Magic Whip”, fue grabado enteramente en Hong Kong, tras la gira y suspensión del último concierto de la banda. Esta enredada espera en barrios chinos y la curiosidad casi antropológica de los proyectos de Albarn, le dan una identidad y proyección a este disco que crece como uno de los mejores del año. La influencia de la cultura oriental se expresa en ciernes en las características de algunos videos y en la utilización de frases o palabras chinas.

El álbum abre con la canción “Lonesome Street”, donde se puede escuchar un poco de reserva de los sonidos de la vieja escuela del brit pop, especialmente por la patada inicial. Está presente la canción triste y melancólica que nos lleva de vuelta a la década del 90’ dentro de un crujido de guitarras que van acompañando los versos.

Una de las rarezas de este disco, y quizás el leit motiv del mismo, sea la obsesión de la banda por la imagen de un helado, representado en la tapa del disco y en su primer single difundido “Go out”, el cual contiene una lírica un poco retorcida.

Esta idea también da título a uno de sus tracks: “Ice Cream Man”. En este record la combinación del teclado con la voz de Albarn, recrean un sonido triste, que trae un trasfondo lirico inesperado en la dirección de estos sonidos.

Para muchos críticos “The Magic Whip”, es esencialmente, la más suave, e instrumentalmente refinada versión de Blur, y usualmente se puede apreciar en canciones como “Ghost ship”. Lo más llamativo de esta canción es el efecto de las guitarras recreando un ambiente de tipo tropical y meloso. El título de la canción es divertido porque actualmente ese barco fantasma se parece más a un yate, un viaje en donde escuchar y contemplar grandes éxitos del brit rock.

Y para finalizar la parte del disco que encuentro más pasional, son los últimos tracks como el tema Pyongyang, el cual tiene un comienzo con la guitarra liderando y algunos partes electrónicas sostenidas en el fondo del tipo post punky. Se aprecia un caluroso instrumental llevando a la canción de una oscura introducción a un sonido más esperanzador. La voz depresiva de Albarn, pronto se va apoderando de lindos sentimientos y de frescura, tornándose un buen cierre para un disco.


Tags: